Recordar Contraseña ¿Olvidaste tu Contraseña?
Ingresa tu correo eletrónico
Regresar
Comunicados   |   5 mayo, 2016

De Terrazas a Mario Trejo, cinco grandes laterales derechos.

El Túnel del Tiempo Americanista

Por Héctor R. Hernández, Historiador Oficial Club América.

Queridos hermanos azulcremas, seguimos con el álbum de los americanistas, nuestras entregas donde recordamos a grandes azulcremas de toda la historia. Vayamos al grano. En un principio cumplían funciones puramente defensivas, pero con la evolución del fútbol sus funciones pasaron a tener un rol defensivo y ofensivo. Hoy toca el turno a los laterales derechos, conocidos también como marcadores de punta, hoy día ‘carrileros’.

foto-1-LATERALES-DERECHOS-EMBLEMATICOS-DEL-CLUB-AMERICA
Conocido también como ‘El Mago’, Isaac Terrazas García nació el 23 de enero de 1973. Originario del Municipio de Naucalpan de Juárez, Estado de México, comenzó jugando en el barrio, cuando fue por primera vez al Club América y pidió, casi exigió, una prueba a los visores. Fue admitido a los 13 años y se incorporó a las reservas y divisiones inferiores. Debido a esa experiencia y a su origen, se ganó el mote de ‘El Bravo de Naucalpan’. A los 17 años debutó con el primer equipo en el torneo de Copa 1990-1991, jugando contra el Morelia en la jornada inaugural del certamen, con tan buena suerte que anotó el único gol del partido. Esa vez, jugó como delantero. En torneo de Liga su primera aparición fue en la siguiente temporada, donde jugaría varios partidos entrando de cambio. Así siguió algunos torneos, hasta que por fin en el Invierno 96’, logró ganarse la titularidad ya como lateral. Siempre recordado por sus excelentes facultades y su gran remate de cabeza, anotó muchos goles, ya que su vocación siempre fue ofensiva. Varias veces portó el gafete de capitán y fue seleccionado nacional en la Copa del Mundo de Francia 98’. Además, disputó la Copa Confederaciones 97’, la Copa América 99’ y la Copa Confederaciones 99’ siendo jugador americanista. Jugó nueve años con nosotros y manifestó siempre su amor por los colores del equipo, dentro y fuera de la cancha, inclusive ya retirado, por lo que a la fecha, se le considera un emblema de la afición. Conocido por ser un anti chiva declarado, le tenía especial odio deportivo a ese equipo, a quienes llamaba ‘Jalisquillos’; les anotó en un par de clásicos y nunca intercambió playera alguna con cualquier jugador de ese equipo.

 

foto-2-LATERALES-DERECHOS-EMBLEMATICOS-DEL-CLUB-AMERICA
Norberto Antonio Iácono, jugador de fama internacional vino a regar su clase y entrega al América en 1953. Nació el 8 de enero de 1919 en La Boca, barrio de Buenos Aires, Argentina. Curiosamente a pesar de sus orígenes, jugó y fue figura en el River Plate, de donde llegó a nuestro equipo para la temporada 53-54. Debutó en la jornada uno, jugando contra el Atlas, a quien se le ganó 3-1. Apodado “El Pacha” (que es el diminutivo de ‘gordito’, en dialecto italiano) por su físico bajito y fornido, traía el futbol en la sangre. Contaba que para ir a jugar los domingos, le mentía a su madre diciendo que iba a misa. Desde su mismo arribo al América, y por el prestigio que lo acompañaba, se convirtió en titular inamovible. Era un especialista marcando personal y se lucía por sus cierres espectaculares, ¡salvando goles en la misma línea de meta! Se proclamó campeón de Copa en la 53-54 y también en la 54-55, en la cual así mismo consiguió el título de Campeón de Campeones. Jugó cinco años con los Azulcremas, siendo un líder dentro del equipo, a tal grado que durante el torneo 55-56 lo dirigió también. Su rol de entrenador duró poco y volvió a la cancha, hasta la temporada 57-58 en que se fue de México, no sin antes dejar plasmado su nombre en el libro de oro americanista. Murió en noviembre de 1985.

foto-3-LATERALES-DERECHOS-EMBLEMATICOS-DEL-CLUB-AMERICA
Apodado ‘El Popeye’, René Lisandro Trujillo Caloca nació el 4 de septiembre en 1949 en México, Distrito Federal. Debutó contra el Irapuato en la jornada inaugural del campeonato de Liga 1968-1969, empatando a cero. Proveniente de los Pumas de la Universidad Nacional, llegó a nuestro equipo siendo un extremo derecho, pero el técnico argentino Luis Grill, con muy buen ojo lo convirtió en lateral y con tan buena suerte que el “hombre de la espinaca” se convirtió en un jugadorazo: dueño de una clase y técnica envidiable, defendía de manera espectacular, subía y bajaba como si se tratase de un futbolista actual, anotó algunos de goles, cuando antes era menos frecuente que los laterales se incorporaran al ataque. Un auténtico líder, fue seleccionado nacional varias veces y su amor a la camiseta de los Cremas lo terminó de convertir en un inmortal ya que prefirió retirarse en 1979 antes que cambiar de equipo. Titular inamovible desde 1970, era base del equipo que tenía a importantísimas figuras como Carlos Reinoso, Enrique Borja, Mario ‘Pichojos’ Pérez y Guillermo ‘Campeón’ Hernández entre otros. Fue de los pocos multicampeones americanistas, ya que se coronó dos veces en la Liga (70-71 y 75-76), una vez en la Copa (73-74), una ocasión fue Campeón de Campeones (75-76), otra más en Concacaf (1977) y también lo fue en la Copa Interamericana (1978). ¡Lo ganó todo en sus 10 años vistiendo la camiseta del club!

foto-4-LATERALES-DERECHOS-EMBLEMATICOS-DEL-CLUB-AMERICA

Una de las mejores contrataciones en la historia americanista sin lugar a dudas fue la de Juan Hernández Ramírez. Nacido el 8 de marzo de 1965, el famosísimo ‘Che Che’ debutó contra el Atlas en la jornada 1 del torneo de Copa 1988-1989. Procedente del Necaxa, Panchito Hernández y Jorge Vieira se fijaron en él en un cotejo de la temporada 87-88 y lo pusieron como objetivo para el equipo en la siguiente temporada. Y así fue, llegó a las Águilas y su adaptación fue inmediata. Su principal virtud era su juego ofensivo, llegando siempre a línea de gol. Jugó casi 10 años con nosotros, siempre titular, siempre a gran nivel. Seleccionado nacional en muchas ocasiones, es otro multicampeón ya que fue Campeón de Liga en 88-89, Campeón de Campeones de esa misma campaña, monarca de Concacaf en 90-91 y 92-93, así como ganador de la Copa Interamericana en 1991. Siempre demostró su enorme clase, su pundonor, su entrega, un gran jugador. Su momento clave fue sin lugar a dudas la liguilla 88-89, ya que en la ronda de grupos, le anotó un golazo a las Chivas Rayadas del Guadalajara y en la finalísima le marcó otro tanto a la Máquina Cementera de la Cruz Azul. Era su primer año con nosotros, y empezó como terminó: como un grande.

 

foto-5-LATERALES-DERECHOS-EMBLEMATICOS-DEL-CLUB-AMERICA
Nacido en México, Distrito Federal el 11 de febrero de 1957 y siendo promovido de las fuerzas básicas, Mario Alberto Trejo Guzmán debutó en el torneo de Copa 74-75 en la jornada ocho, contra el Ciudad Madero en el estadio Tamaulipas, duelo que ganaron los Canarios 2-0. Algo le vio José Antonio Roca que lo llevó al primer equipo muy joven. El chamaco jugó algún partido la siguiente temporada, pero fue hasta el torneo 78-79 cuando se consolidó, ya bajo el mando de Raúl Cárdenas. Su clase era tal, que algunas veces jugó como extremo. Lateral finísimo, le pegaba perfecto al balón y tenía una clase inusual en un defensa. Marcó en total 25 goles, para convertirse en el máximo goleador lateral en la historia de las Águilas. Sus primeros tantos los anotó el 2 de diciembre de 1978, en el partido que los Cremas ganaron 2-0 al Potosino, jugado en el Plan de San Luis. Muchas veces capitán del equipo, se consagró bajo el mando de Carlos Reinoso, quien le dio libertad para ir y venir y mostrar sus dotes. Estuvo hasta 1986 con el equipo, justo después de la Copa del Mundo México 86´, donde fue seleccionado nacional y titular dos juegos. Otro multicampeón más, ganó las Ligas 75-76, 83-84, 84-85 y era parte del plantel campeón en el Prode 85’; ganó el Campeón de Campeones 75-76, la Concacaf en 1977 y la Copa Interamericana 1978. Se despidió como Águila en 1986. Fue un lateral derecho inolvidable para el América por su clase, técnica, pundonor, y porque nació en casa. Un verdadero crack.

foto-6-LATERALES-DERECHOS-EMBLEMATICOS-DEL-CLUB-AMERICA
Otros grandes laterales derechos han sido parte de nuestro equipo, Juan Manuel ‘Gato’ Lemus, Agustín ‘Pelicano’ Ojeda, Fernando ‘La Muñeca’ Santillán, Mario Izaguirre, Pavel Pardo (algunos partidos), Manuel ‘La Bruja’ Gutiérrez, Severo de Sales, Javier Loya, sin olvidarnos del actual, Paul Aguilar… ¡ellos también están en nuestro recuerdo, siempre admirados!

En nuestra siguiente entrega, recordaremos a los defensas centrales mexicanos. Mientras tanto, que siga rodando el balón… hasta la próxima.

No olviden seguir escribiéndome sus inquietudes y solicitudes, y con mucho gusto las tocaremos en su momento.

Email: [email protected]

Twitter: @realidadamerica